h1

La música en el proyecto de Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual

mayo 25, 09
 

 Fuente: Medios en Carta Abierta. Puede accederse al texto completo del proyecto aquí.

CAPÍTULO V

CONTENIDOS DE LA PROGRAMACIÓN

ARTÍCULO 56

Contenidos.

g. Los servicios de televisión por suscripción deberán incluir en su grilla de canales un mínimo de señales de origen nacional y de países del MERCOSUR que determine la Autoridad de Aplicación teniendo en consideración aquellas señales inscriptas en el registro previsto en esta ley. El PODER EJECUTIVO NACIONAL establecerá las condiciones pertinentes en la materia objeto de este artículo para el servicio de televisión móvil.

 

1. Los servicios de radiodifusión sonora:

a. Privados:

i. Deberán emitir un mínimo de SETENTA POR CIENTO (70%) de producción nacional.

ii. Como mínimo el TREINTA POR CIENTO (30%) de la música emitida deberá ser de origen nacional, sea de autores o interpretes nacionales, cualquiera sea el tipo de música de que se trate por cada media jornada de transmisión. La AUTORIDAD FEDERAL DE SERVICIOS DE COMUNICACIÓN AUDIOVISUAL podrá eximir de esta obligación a estaciones de radiodifusión sonora dedicadas a colectividades extranjeras o a emisoras temáticas.

iii. Deberán emitir un mínimo del CINCUENTA POR CIENTO (50%) de producción propia que incluya noticieros o informativos locales.

b. Las emisoras de titularidad de Estados Provinciales, Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Municipios y Universidades Nacionales:

i. Deberán emitir un mínimo del CINCUENTA POR CIENTO(50%) de producción local y propia, que incluya noticieros o informativos locales.

ii. Deberán emitir un mínimo del VEINTE POR CIENTO (20%) del total de la programación para difusión de contenidos educativos, culturales y de bien público.

2. Los servicios de radiodifusión televisiva abierta:

a. Deberán emitir un mínimo del SESENTA POR CIENTO (60%) de producción nacional;

b. Deberá emitir un mínimo del TREINTA POR CIENTO(30%) de producción propia que incluya informativos locales;

c. Deberá emitir un mínimo del DIEZ POR CIENTO (10%) de producción local independiente.

3. Los servicios de televisión por suscripción de recepción fija:

a. Deberán incluir sin codificar las emisiones y señales de Radio Televisión Argentina Sociedad del Estado y todas las emisoras y señales públicas del Estado Nacional.

b. Deberán ordenar su grilla de programación de forma tal que todas las señales correspondientes al mismo género se encuentren ubicadas en forma correlativa de acuerdo a la reglamentación correspondiente.

c. Los servicios de televisión por suscripción no satelital, deberán incluir como mínimo UNA (1) señal de producción local propia que satisfaga las mismas condiciones que esta ley establece para las emisiones de televisión abierta, por cada licencia o área jurisdiccional que autorice el tendido.

d. Los servicios de televisión por suscripción no satelital deberán incluir, sin codificar, las emisiones de los servicios de televisión abierta cuya área de cobertura coincida con su área de prestación de servicio.

e. Los servicios de televisión por suscripción no satelital deberán incluir, sin codificar, las señales generadas por los Estados Provinciales, Ciudad Autónoma de Buenos Aires y Municipios en cuyo territorio se incluya su área de prestación de servicio;

f. Los servicios de televisión por suscripción satelital deberán incluir, sin codificar, las señales generadas por los Estados Provinciales, Ciudad Autónoma de Buenos Aires y Municipios y las emisoras abiertas cuya área de prestación de servicio coincida con la localización del abonado.

g. Los servicios de televisión por suscripción deberán incluir en su grilla de canales un mínimo de señales de origen nacional y de países del MERCOSUR que determine la Autoridad de Aplicación teniendo en consideración aquellas señales inscriptas en el registro previsto en esta ley. El PODER EJECUTIVO NACIONAL establecerá las condiciones pertinentes en la materia objeto de este artículo para el servicio de televisión móvil.

Los titulares de licencias o autorizaciones para prestar servicios de radiodifusión deberán cumplir con las siguientes pautas respecto al contenido de su programación diaria:

 

El proyecto garantiza la inclusión de música de músicos argentinos. Más allá de toda consideración de tipo cultural, herramientas como ésta promueven la fuente laboral para los músicos del país con sus propias obras, y a través de su participación en publicidades y cine.

One comment

  1. Recibimos este mensaje de la UMI (Unión de Músicos Independientes):

    La Unión de Músicos Independientes (Asociación Civil sin fines de lucro), realiza el siguiente aporte a la propuesta del proyecto de Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, con el fin de profundizar las condiciones que deberían regir para contemplar al sector musical.

    Artículo 56
    – Respecto a los contenidos a emitirse en los Medios de Comunicación Social debería instalarse el concepto de Soberanía Cultural. En este sentido, proponemos que el 50% de la música emitida sea de producción nacional, y que de ese 50%, el 30% sea de producción de música independiente y el 20% para las empresas discográficas.
    – La mitad de la música Nacional emitida debe corresponder a producciones locales o regionales.
    – El 80% de los jingles y cortinas deberían ser de origen nacional, es decir, compuestos o interpretados por músicos nacionales.

    El artículo 56 se refiere a los medios radiodifusores privados, consideramos que lo anteriormente propuesto deber ser trasladado también para los medios audiovisuales privados y, del mismo modo, a todos los medios de comunicación audiovisual estatales, universitarios, y comunitarios.

    Cuota de difusión.
    – Debería evitarse la extendida práctica de “pagar para sonar”. Es decir, debería impedirse que cualquier persona o entidad pague para que determinados temas musicales sean pasados en los medios de comunicación audiovisuales y radiofónicos. En este punto, debería aclararse cuáles son los temas musicales que forman parte de la programación por elección de la emisora, y cuáles entrarían en la categoría de pauta publicitaria debido a que su presencia en el Medio sólo es producto del pago que se ha realizado (por lo general, por el sello o compañía discográfica) para estar en ese espacio.
    – La música argentina debería disponer del 1,5% de la programación de los medios estatales para la difusión de las producciones nacionales, que tendría que ser administrado por el Instituto Nacional de la Música (si existiera) , o transitoriamente por un organismo que cree el órgano de aplicación de esta Ley.

    Señales de cable
    Las señales de cable nacionales de música que tengan el 75% de música nacional en su programación, deberían estar incluidas obligatoriamente en las distribuidoras de cable (hasta un máximo de 4, según lo decida el órgano de aplicación). Y tendrían que ser protegidas de algún modo ante la desventaja en que se encuentran frente a las señales de repetidoras de contenidos extranjeros (como MTV, VH1, Much Music, etc.). Esta situación de desventaja se relaciona con:
    1) La necesidad de las señales nacionales de contratar una mayor cantidad de empleados. Esto conlleva a que éstas últimas generen más fuentes de trabajo pero, al mismo tiempo, tengan mayores costos fijos. Por ejemplo, mientras un canal nacional tiene 70 empleados, uno extranjero sólo necesita 5, ya que sus contenidos son generados en otros países y, del mismo modo, los gastos de producción de estos contenidos se amortizan a nivel internacional.
    2) El pago de los derechos intelectuales no es equitativo, ya que las señales de cable extranjeras sólo los pagan en su país de origen.

    Artículo 85
    Destino de los fondos
    Sin desfinanciar el funcionamiento de Radio Televisión Argentina Sociedad del Estado RTA (S.E) y/o del Consejo Federal de Comunicación Audiovisual, la música debería poder participar de los beneficios en la distribución de fondos generados por la presente ley.
    Creemos que un 12% sería un porcentaje lógico a derivarse al Instituto Nacional de la Música, si éste ya existiera, y si no, hacia un Fondo de Fomento a crearse en esta ley que se trasladaría al mencionado Instituto cuando apruebe la Ley específica de Fomento a la Música.
    Lo más apropiado sería una reformulación de los porcentajes sugeridos en este artículo del presente proyecto de ley, y consideramos que no sería prudente citar derechos preexistentes (de otros entes de fomento) en la redistribución de esos porcentajes

    Por último una consideración general:
    En la nueva Ley debe contemplarse con carácter de obligatorio el pago de los derechos intelectuales y laborales existentes en la música. En caso de no realizarlos las penas tendrían que ser muy severas, dónde se ponga en riesgo la licencia misma otorgada. Tal vez un libre deuda de las entidades de gestión colectiva sea una posibilidad de control. Asimismo deben, y con carácter de obligatorio también, confeccionarse las planillas de autores e intérpretes de la música emitida.



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: